Jim Shockey, el cazador norteamericano más exitoso de los últimos tiempos, visita el Perú para reabrir la Selva a la Caza Deportiva

Gracias a un esfuerzo conjunto de la Asociación Cinegética del Perú (ASOCIPE) y del recientemente incorporado Safari Club International Central Perú Chapter (SCI CP) y se logró gestionar y obtener una licencia de caza para Jim Shockey, el cazador norteamericano más exitoso de los últimos tiempos.


ASOCIPE y SCI CP presentaron un proyecto de evaluación del potencial cinegético del Perú aprovechando la invitación del Sr. Ministro de la Producción Ing. Rafael Rey a Jim Shockey, invitación que se realizó durante la participación del Sr. Ministro en la Convención Anual de Safari Club International (SCI) en la ciudad de Reno, Nevada en Enero pasado.


Jim Shockey, de nacionalidad canadiense, es productor y presentador del Jim Shockey's Hunting Adventures, el programa número uno de la televisión americana, el cual se transmite por varias cadenas de tv por cable, así como por Directv y Dish Tv. El programa de Shockey tiene un universo de 120 millones de televidentes sólo en los Estados Unidos a través de las cadenas de tv antes mencionadas.


En preparación a este evento histórico, ASOCIPE y SCI CP presentaron una propuesta de evaluación del potencial cinegético ante las autoridades de INRENA que acogieron nuestro pedido y emitieron los permisos y autorizaciones respectivas.


A su arribo a Lima, Shockey, que venía acompañado de su esposa Louise Shockey y de su camarógrafo Todd Bissenden fue recibido por el Presidente de ASOCIPE Luis Castillo y por el representante de ASOCIPE en los Estados Unidos y actual Representante Sudamericano de SCI J.Thomas Saldias.


Jim y sus acompañantes recibieron una calurosa bienvenida con nuestro PISCO SOUR gracias a una fina cortesía del Hotel Ariosto quienes acomodaron a nuestros ilustres invitados durante su estancia en Lima. El Hotel Ariosto, se convierte así en el Patrocinador Oficial de nuestra Asociación. Luego de degustar nuestra bebida de bandera, Jim Shockey recibió de manos de Luis Castillo su licencia de caza del Perú, así como la copia de las resoluciones que acreditaban el ingreso legal de sus armas al país; asi como las resoluciones de INRENA que permitían la filmación de las cacerías así como la autorización para realizar cacerías de ronsoco, sajino y venados colablanca en el territorio nacional. Debemos indicar que esto marca el fin definitivo del cierre de la Selva a la Caza Deportiva nacional e internacional.

 

Como operadores cinegéticos se contó con el asesoramiento de Gonzalo Paredes y su equipo. La aventura de Jim Shockey se inició en Madre de Dios, en la comunidad de Baltimore donde Shockey pudo abatir limpiamente a un ronsoco. Debido a lo difícil de la zona, Jim no pudo avistar sajinos en las dos oportunidades que tuvo. Para esta zona se contó con la colaboración de Alex Herrera, cazador de subsistencia la comunidad antes mencionada.


Como un incidente digno de resaltar, debemos indicar que el bote que transportaba a Shockey, su grupo asi como a dos turistas estadounidenses sufrió un percance durante la travesía, al caerles la noche y la inexperiencia del chofer hizo que se vararan en medio del río en unas piedras enormes, hasta en dos oportunidades, luego de lo cual el chofer optó por hacerse a la orilla y esperar a que 'bajaran' del lodge que había sido contratado en la zona. Luego de casi cuatro horas de espera, sin mayores víveres ni agua en el bote, asi como tampoco ningún medio de comunicación electrónica, el chofer aceptó ceder el comando de la nave a Shockey quien gracias a su experiencia como guía en el Yukon canadiense logró llevar la embarcación a buen puerto.


Concluídas las filmaciones en la Selva, el grupo partió hacia Arequipa donde Shockey pudo apreciar la belleza de su ciudad y luego conocer las maravillas del Cañón del Colca. Al día siguiente partimos rumbo hacia la comunidad de Sumbay donde nos esperaba el grupo de guías encabezado por su Teniente Gobernador Sr. Efraín Yampacallo a quien se había contratado, junto a otros comuneros de la zona, para la realización de la cacería de toros silvestres. Para este efecto se había cancelado la suma de $1,000.00 soles por la compra de un (1) toro. 


Junto a los guías locales y los Sres. Gonzalo Paredes y Elmer Paredes, subimos hacia la quebrada donde se ubicaban los toros silvestres. Esta quebrada se encuentra a una altitude de 4,500 msnm lo que hacía sumamente difícil la caminata para quienes no estabamos acostumbrados a la altura y a caminar en ceros escarpados cuesta arriba.


Al llegar a aproximadamente a 500mts de donde se ubicaban los toros, en un grupo de aproximadamente 20 ejemplares, entre machos adultos, jóvenes, hembras y crías, el viento que nos era desfavorable hizo que estos se percataran de nuestra presencia huyendo inmediatamente cuesta arriba hacia lo más alto de la quebrada. El sr. Shockey junto a su camarógrafo y dos de los guías locales, emprendieron el rececho también cuesta arriba. La manada de toros, percibiendo que venían siendo perseguidos mantenían su movimiento siempre hacia lo más alto de la quebrada. En ese momento, en una acción coordinada, parte de los guías locales hicieron una operación tipo “tenaza” por ambos lados de la quebrada, mientras el sr. Shockey, su camarógrafo y uno de los guías locales mantenían su avance por la parte central de la quebrada.


Al acercarse nuevamente a la manada, y esta vez con viento favorable, el Sr. Shockey se posicionó a aproximadamente 100mts del grupo; éstos, al verse rodeados, comenzaron su loca carrera por la única vía de escape que les quedaba, muy cerca de donde se ubicaba el sr. Shockey. Éste, había sido advertido también de la peligrosidad de los toros, los cuales ya habían embestido algunos lugareňos. Al encontrarse a unos 80mts del toro más grande de la manada, el sr. Shockey lo abatió con un tiro certero haciendo huir al resto del grupo que pasó muy cerca de donde ellos se encontraban. Luego de las fotos respectivas, el grupo descendió hasta donde les esperábamos el resto del grupo, ya con la camioneta. Como es costumbre en estos casos, el cazador solo se lleva el cráneo y la piel, dejando la totalidad de la carne para el provecho de la comunidad anfitriona.


El día 14 de Junio emprendimos el viaje hacia la localidad de Cotabambas, en Cuzco donde realizaríamos las cacerías de venados colablanca. Al pasar por la localidad de Chinchaypucyo y mientras realizaban una filmación al borde de la carretera, el jóven camarógrafo Todd Bissenden sufrió una aparatosa caída de aproximadamente 20 metros. Inmediatamente lo socorrimos llevándolo a la posta médica de la localidad donde fue atendido eficientemente por el personal médico y de enfermeros, quienes se demoraron aproximadamente 2.30 horas en suturarle las heridas con más de 40 puntos. Luego de esa atención el sr. Shockey decidió regresar a la ciudad del Cuzco para que fuese revisado por un especialista, para lo cual nos dirigimos a la Clínica Pardo, donde fuimos atendidos eficientemente.


Mientras nosotros nos dirigíamos de vuelta a la ciudad de Cuzco, un grupo encabezado por el Sr. Gonzalo Paredes se dirigío hasta la zona de Cotabambas para preparar el campamento, acordando reunirnos con él al día siguiente según la evolución del accidentado.


El día 15 de Junio reiniciamos el recorrido hacia la zona de Cotabambas, donde nos informaron que nuestros guías se habían adentrado un poco más hacia la frontera con Apurímac, cerca del poblado menor de Colca, donde llegamos al inicio de la tarde. Durante los 3 días que permanecimos en el área se lograron ubicar aproximadamente 24 venados colablanca, entre machos jóvenes y hembras, pero ninguno que fuese del tamaňo y la calidad deseada por el sr. Shockey, lo que demuestra en la práctica la selectividad con la que actúan los cazadores deportivos, que no buscan “carne de monte” como los cazadores de subsistencia, sino que procura un especímen representativo, macho adulto, y con un cornamenta elegante y de un buen tamaňo. A pesar de contar con autorización y habiendo pagado derechos de aprovechamiento para dos colablancas, el sr. Shockey optó por no abatir los machos que presentaron oportunidad de tiro. Esto también sirve para demostrar, que aún cuando las cuotas otorgadas pueden ser numerosas en el papel, no todos los cazadores hacen efectiva su oportunidad de caza ni todos los que salen son exitosos en su búsqueda, lo que marca aún más la diferencia con el cazador de subsistencia.


Durante los días que estuvimos en las inmediaciones del poblado menor del Colca divisamos dos grupos de pumas (Puma concolor), una hembra con dos crías y un macho joven, el cual estuvo a 70mts del sr. Shockey, acechando un caballo. Lo que en cualquier otra oportunidad hubiese sido una expléndida oportunidad de caza, no se abatió al puma por no contar con los respectivos permisos de caza. Unas horas después se presentó en nuestro campamento el sr. Juez de Paz del Poblado Menor de Colca, Sr. Luis Miranda Chirino quien días antes nos había dado la bienvenida a su localidad. El sr. Miranda nos increpó por no haber abatido al puma que estaba causando daňos en su localidad. Según sus informes, los pumas habían depredado en el último aňo más de 6 chivos y un par de caballos. Al informarle que no contábamos con los permisos necesarios, obtuvimos mayor información sobre los daňos que causan los pumas en el área, lamentablemente estos hechos no son reportados a la Dirección Forestal y de Fauna Silvestre correspondiente.


Al pasarse la voz los pobladores de nuestra presencia en el área. Una vez que certificaron que nuestra presencia se debía a la caza deportiva y que estabamos verificando la zona para posibles usos de turismo cinegético, nos abrieron sus puertas y nos confiaron detalles de dónde ellos mismos habían visto venados, pumas y otras especies de interés. El sr. Francisco Miranda Chirinos nos comentó que en el último aňo había sufrido la depredación por parte de pumas de 3 ovinos, 5 caballos y de un burro hechor, especialmente durante la temporada de Noviembre a Enero. Estos hechos tampoco habían sido comunicados a la Dirección de Forestales y Fauna Silvestre más cercana. Algunos de los pobladores nos manifestaron que ellos mismos se dedicaban a la caza de subsistencia, lo que confirmamos al escuchar diversos disparos mientras permanecimos en las inmediaciones.


El día 20 de Junio, gracias a una gentil atención de la Sra. Victoria Mujica, de la Fundación Miguel Mujica y Museo de Oro del Perú,  se nos abrieron las puertas del Museo de Oro y el Pabellón de Caza, donde el Sr. Shockey, su esposa Louise, el Presidente de ASOCIPE, Luis Castillo, quien hizo las veces de anfitrión, y quien escribe, tuvimos amplia libertad para hacer algunas filmaciones y recorrer todos los ambientes de las colecciones del Sr. Mujica.


El Sr. Shockey, quien ha visitado los mejores pabellones de caza en el mundo, se quedó impresionado con la variedad de la colección del sr. Mujica y de su amplísima connotación cultural. El sr. Shockey manifestó su interés de realizar un documental sobre la vida del Sr. Mujica como un justo homenaje por su incomparable trayectoria como cazador.


Por la tarde, el sr. Shockey y quien escribe, visitamos junto a Alberto Huby, Tesorero de Safari Club International Central Peru Chapter (SCI CP) al sr. Ministro de la Producción, Ing. Rafael Rey, quien nos recibió en su despacho. Informamos al sr. Ministro de lo acontecido durante las semanas de cacerías que habíamos llevado a cabo y del potencial que el Perú tenía para la caza deportiva.


Por la noche del 20 de Junio, el sr. Shockey fue invitado a participar de una cena en su honor organizada por los miembros de SCI CP, Pablo Lupis, Alberto Huby, Gustavo Suarez de Freitas, Alex Wille y el Presidente de ASOCIPE, Luis Castillo en la Huaca Pucllana en Miraflores. Luego de degustar los platos finamente servidos, acompaňamos al sr. Shockey, su esposa y su camarógrafo hasta el aeropuerto internacional Jorge Chavez hasta su salida del país.


Para contactar a Jim Shockey, le invitamos a visitar su página y servicios de Outfitter en:

www.jimshockey.com

Nuestro agradecimiento a:
HOTEL ARIOSTO

Fundación Miguel Mujica Gallo
Museo de Oro del Perú
Sra. Victoria Mujica

Andes Safaris Peru
Gonzalo Paredes, Outfitter


Modify Website

© 2000 - 2014 powered by
Doteasy Web Hosting